«

»

May 07 2011

José Luis Larraz

Tal vez solo con repetar y dejar vivir tranquilos a los demás ya habriamos recorrido medio camino…

El bosque de la paz

El BOSQUE DE LA PAZEntró la abeja revolteando por la sala diciendo: chup-chop, chup-chop..
Estoy muy contenta, la primavera ha llegado, y las flores están buenisimas.Se queda de pie aspirando el olor de una gran flor.

Entonces, entró la rana, y dijo: croac, croac, croac..Que bien, el agua no está tan fría y como ha llovido mucho, he conocido a nuevos amigos y nos pasamos el día pegando saltos ( se pone a saltar de un extremo a otro de la sala, y luego se sienta en una roca ).

De repente, entra un conejito diciendo: fris, fris, fris.; da un gran salto, alcanza el centro de la sala y dice: hurra¡ viene el buen tiempo, estaba ya muy cansado de vivir encerrado en mi madriguera, sin salir a jugar con mis amigos.

Suena una música alegre , y se ponen todos a bailar y dar vueltas cada vez más rápido, hasta que se caen y se tumban en el suelo riéndose.

En esto, que entra un zorro persiguiendo a una gallina, Ay¡Ay¡ dice la gallina, que me quiere devorar¡ Y continua dando vueltas alrededor de los otros animales que se encuentran todavía tumbados formando un corro.
Entonces, la gallina da un salto y se sitúa en el centro del corro, mirando al zorro y con la respiración agitada.

En ese momento, se levantan el conejo y la abeja y le dicen al zorro al unísono, como cantando: vive bien el que deja vivir a los demás, no lastimes a la gallina o llamaremos al “hada milagrosa”.

– Dice el zorro: No tengo ningún miedo al hada , y no me conformo con cazar solo ratones. Despectivamente: sois un grupo de inútiles, llamará a mis hermanos y comprobareis quen manda aquí.

– Se va corriendo muy enfadado, y abandona la escena.

– El resto de los animalitos se congrega, con gestos de miedo, y el conejo dice: me parece que la cosa pinta mal, tendremos que tener mucho cuidado.

– Es cierto¡ dice la rana: Todos juntos son muy poderosos. Tenemos que preparar un plan y avisar al resto de compañeros del bosque para defendernos del ataque de los zorros.

Repentinamente se oye un coro de aullidos ( uh,uh,uh..etc) y todos los animalitos de encogen y se abrazan muertecitos de miedo.

Dice el conejo: Veis, esto es un aviso. No podemos perder el tiempo, tenemos que llamar al rey de los “nomos “, y pedirle ayuda. Vamos a llamarle entre todos: “ Nulemon, Nulemon” ven por favor,: Otra vez¡ Nulemon, Nulemon, te necesitamos..

-Entonces, aparece Nulemon , más alto y gordo que los demás, con barba blanca y cinturón y zapatos dorados, saludando a los animalitos (alborotados a su alrededor),y sonriendo ampliamente.
-¿Cómo estáis, mis queridos animalitos? He oído algo sobre un posible ataque de los zorros y comprendo que esteis preocupados. Tenemos que planear como defendernos de su embestida y hacerles ver que es mejor ser amigos que enemigos.
Tengo una idea: simularemos que estamos todos durmiendo, pero en realidad pondremos a muñecos, y cuando aparezcan los zorros y se lancen sobre los muñecos, les cubriremos con una red y entonces los tendremos en nuestro poder. ¿Qué os parece?

– Todos los animalitos dan saltos de alegría y gritan contentos: ¡ viva Nulemon, viva Nulemon¡
– Pero entonces se oye un coro lejano de aullidos:. Uuuuuuuuh,uuuuuuh, y los animalitos muestran su inquietud y miran temerosos a Nulemon .

-Nulemon: esto no va a ser fácil, pero es nuestra única salida. ¿ Quien puede fabricar los muñecos? Es urgente que estemos preparados lo antes posible.

– La gallina y la abeja dicen: nosotras sabermos coser y enseguida podemos comenzar el trabajo; pero necesitamos unos voluntarios que nos consigan un buen montón de hierba y hojas.
– Dice la rana: no os preocupeis, yo os facilitaré unas hojas grandes y resistentes para cubrir los muñecos.
– Y a continuación dice el conejo: yo también quiero ayudar, así que os traeré un saco lleno de hierba para que podais rellenar los muñecos.

Luego, todos los animalitos se ponen a bailar en corro, cantando : “

-Vive bien el que deja vivir a los demás, duerme bien el que deja dormir a los demás, juega bien el que siempre deja jugar a los demás…Nulemon, Nulemon es nuestro salvador..
Y se repite la estrofa…

Después, se hace de noche y todos los animalitos se ponen adormir juntos, mientras asoma una luna llena por el horizonte, Se oye cantar a un cuco, y se ve a los animalitos dormir tranquilos al tiempo que “Nulemon”· da vueltas y vueltas alrededor de éstos pensando como solucionar el conflicto.

– Hablando en voz alta: no sé si será suficiente con la trampa-red que vamos a preparar.
– Puede que sea necesario avisar al hada “ albiona”. Seguro que nos ayudará¡ Y podrá impedir que los zorros hagan daño a los animalitos y
se adueñen del valle.

¡Justo en ese momento¡ Una luz potente cruza el escenario , haciendo retroceder a “Nulemon”.

– NO te asustes¡ y aparece una hada luminosa portando una varita mágica.Soy Albiona, y he venido tras recibir tu llamada de auxilio. Vamos hacer un frente común contra esos pequeños depredadores, y confío en que la victoria caiga de vuestro lado. Cuando vayais a echarles las redes, les enviaré un rayo de luz cegadora y se quedarán desorientados, así podreis apresarlos con las redes con más facilidad.

– Nulemón: es una idea perfecta, ahora sí que vamos a vencerlos.,y enseguida despierta a los animalitos y les exhorta: despertad rápido, preparemos ya la red, que el hada Albiona nos ayudará, y tenemos que estar preparados.

– Se ve a todos los animalitos trabajando afanosamente en terminar la red y colocar los muñecos.

– Nulemon: correr, y escondeos tras esas rocas, y llevaros la red, que oigo unos ruidos extraños….( se oyen movimientos cada vez más cercanos).

Por fin, aparecen seis o siete zorros y se lanzan sobre lo muñecos, entonces el hada lanza su rayo de luz con su bastón mágico, y los demás animalitos les cubren con una red, haciendo que los zorros traten de escabullirse entre alaridos…

Cuando llega la calma, Nulemón se acerca y les dice a los zorros:
– Espero que hayais aprendido la lección, vivimos en el mismo bosque, y compartimos una vida parecida, no tiene sentido pelearse y sentirse superior a los otros animales. Os dejaremos en libertad , si cantais con nosotros nuestra canción preferida..

Vive bien el que deja vivir a los demás, duerme bien el que deja dormir a los demás, juega bien el que siempre deja jugar a los demas…Nulemon, Nulemon es nuestro salvador…

Los zorros cantan con los demás, y poco a poco salen de la red, y todos juntos comienzan a bailar al compás de una música alegre…., junto con Nulemón y el hada…